Cáncer

Tromboembolismo: el testimonio de Raquel
Tromboembolismo: el testimonio de Raquel

TROMBOEMBOLISMO Photo by Jilbert Ebrahimi on Unsplash

48 años ago

Tromboembolismo: el testimonio de Raquel

Cada caso de cáncer es diferente porque cada persona lo es. Hoy Raquel nos cuenta su historia.

A Raquel le detectan un cáncer de mama tipo her2+ en marzo de 2015, a la edad de 40 años.

Tratamientos

Los médicos habían previsto realizar una mastectomía un 12 de septiembre al terminar 18 sesiones semanales de quimioterapia. Por culpa de fiebre y dolores musculares atroces, además de los efectos de la quimio, no le dieron la última sesión.

¿Tiempo de vacaciones?

Estamos a principios de agosto y Raquel se va de vacaciones. Desde hace varios días, tiene fiebre y nota un fuerte dolor en el pecho. Acude a su médico de cabecera que le osculta sin encontrar nada extraño. Le dio un tirón en la pierna (ella pensaba que era un tirón) el 1 de septiembre. Sigue con fiebres muy altas y decide ir al hospital. La dejan ingresada porque suponen que tiene una neumonía y pleuran el pulmón (sacan litro y medio de líquido del pulmón).

Tromboembolismo pulmonar

Con las pruebas que le realizan en el hospital mientras está ingresada, se dan cuenta de que no tiene una neumonía sino que ha sido un tromboembolismo pulmonar. Permanece 18 días en el hospital ingresada, y a día de hoy todavía no tiene el alta del tromboembolismo pulmonar o infarto pulmonar.

Atención al paciente 

Raquel nos cuenta que nunca ha sido consciente de un riesgo posible de trombosis. “Cuando caigo enferma, la oncóloga que me asignan está de baja maternal. Cada vez que voy a mis sesiones y revisiones de quimioterapia me atiende un oncólogo diferente, sin que ninguno me lleve personalmente y conozca mi caso”. Lógicamente Raquel se siente “desamparada ante esta situación”. Después del alta del infarto pulmonar, afortunadamente, su oncóloga se reincorpora y recibe toda la información sobre su tipo de cáncer y los efectos de cada tratamiento que le dan y le han dado. “De hecho, nos cuenta,  que le realizan una operación de extirpación de ovarios y útero. “Mi cáncer es hormonal y es mejor que no tenga el periodo ni reciba el tamoxifeno, ya que puede producir trombosis”. Aconsejada por su oncóloga, decide someterse a la operación.

Leave a comment

Uso de cookies

En www.revistalvr.es utilizamos cookies de terceros para mejorar su experiencia de usuario. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aqui

ACEPTAR
Aviso de cookies